Archivo de la etiqueta: #sociedad

Vacíos

Para crearme un esporádico y falso sentimiento de libertad, he salido de mi encierro y me he aventurado por las calles transitadas de esta nueva ciudad que tiene aires de festejos habituales y de falsas amistades. Realmente no sé lo que busco, tal vez un café rústico donde sirvan un buen capuccino y suene música tranquila para poder leer a gusto, tal vez una pastelería que me ofrezca algo novedoso qué probar, tal vez un paisaje que me inspire y que me saque de mi bloqueo de escritor; y con suerte nadie querrá hablarme pues no vine escapando de la soledad sino que vine persiguiéndola.

 

Pero no importa a dónde vaya, sea que me quede en mi cuarto o me aventure en un mar de gente, la sensación de que algo me falta por ver o por hacer no me abandona. Quizás por eso me atreví por esta a vez a evadir los usuales lugares despejados y solitarios por los que me inclino, a experimentar otros olores, sonidos y colores aunque sea por un rato, a descubrir el gusto de la gente por las lúgubres calles invadidas de murmullos indescifrables y pasos y miradas sin expresión pero… solo he recordado por qué busqué mi sitio en el lugar más alejado, solo se me ha hecho un hueco en el corazón porque no soy libre aún, no ahora. Las ciudades se extienden sin que yo logre adaptarme y yo creí que aquellos que lo hacían eran más capaces de lograr emocionarse casi a voluntad por las meras ganas de hacerlo, por pequeña que fuera la razón, y yo quería ser como ellos; pero me bastó con ver sus rostros, observar un poco de su andar, para notar que sus exaltaciones son producto de tristezas arraigadas y olvidadas, tan profundas que ya son imperceptibles y por ende fácilmente ignoradas.

 

Jamás pensé que entre tanta gente habría tanto vacío, tanta automaticidad al caminar. No vale la pena pues, asombrarse tanto y reír tanto si solo es para esconder el estoicismo que se lleva por dentro. No. No soy libre aun de esta inconformidad pero ahora sé algo más del mundo y el miedo crece porque no quiero resignarme, y el miedo a veces te salva la vida. Me siento atrapada de nuevo, de repente, como aquellas veces en que el metro se llenaba y temía no alcanzar a tiempo la salida, y tonta porque aquí es donde menos libre se es; las canciones que suenan aquí y allá se mezclan en un solo barullo indefinible, caminar sin detenerse es simplemente un privilegio. Debí darme la vuelta cuando pude y cambiar de dirección,  debí recordar los audífonos que me aíslan del ruido del mundo pero ahora es tarde y lo único que busco a estas alturas es el final de este desfile de frustraciones.

 

Así que decidí que voy a regresar. Renovados mis deseos por la calma y la compañía verdadera, aquella que no atenta contra mi propia y necesaria soledad, estoy segura que veré con otros ojos el origen de mis pasos; y quizás en aquellos sitios tan comunes y conocidos por mí me muestren algunos secretos ocultos, secretos camuflados bajo el polvo que este paseo experimental pudo haber sacudido. No más ruidos confusos, ni pasos ni olores extraños, no más del espejismo colectivo de los más desarrollados pueblos, donde hasta mi propia soledad le huye a la gran soledad que recorre este rincón.

 

©DixieDay2018

Taller #sentimientos de “El ojo crítico”, facebook

Anuncios

Historia

De historia no hemos aprendido nada, los errores que nuestros antepasados cometieron, hoy los estamos repitiendo. Nada mas son nuevas versiones, formas más elegantes de errar en lo mismo, formas apañadas y adornadas de no aceptar lo evidente.

De historia no hemos aprendido nada, tan solo nos sirvió para pasar la secundaria.

Inane

​Crecí en un mundo

En el que fácilmente podías confiar,

En el nuevo vecino de al lado.


Donde ayudar a otros era normal

Y el lema era: “hoy por ti,

Mañana por mi”.


Un mundo de sonrisas fáciles, 

Largas carcajadas 

Y cariño sincero.


En el que abrazabas

Al que estaba triste

Y levantabas al caído. 


Donde se respetaba a los mayores

Y se cuidaba la inocencia 

De los dulces niños.


En el que conocías el mundo

Y no sólo lo admirabas

A través de una pantalla.


Donde podías pasar horas conversando 

Sin necesidad de en un teléfono 

Tener fija la mirada.


Y ahora me encuentro con esta ideología 

En que tu sociedad “civilizada”

Es “mejor” que en la que yo vivía. 


Y tu admirada economía 

Se supone que vale más 

Que las horas de bromas y risas. 


Ahora prefieres ver a tu hijo

En una Tablet o iPad “facebockeando

Antes que en el parque corriendo y brincando. 


Las reuniones en familia

Dejaron de ser con juegos de mesas,

Y ahora nos sentamos en la sala 

Con rostros ocultos en un mundo virtual. 


Tiene más precio una foto

Que el sentarse a ver la puesta de sol,

Valoramos más un videojuego 

Qué ir al bosque de excursión. 


Los valores quedan a un lado,

El respeto ya no es practicado,

Los delitos son el día a día 

Y una estafa es algo que se preveía. 


Y todo en este mundo se ha vuelto INANE

Queriendo mejorar todo,

Todo se ha destruido de golpe.


Convertimos lo que debía ser un bien

En el detonante 

De nuestro propio apocalípsis.


Nos perdemos entre códigos

Mientras el mundo y la humanidad

Se consumen lentamente.


No se tú

Pero creo que nuestro anhelado sueño,

Empieza a nublar nuestro futuro.


Y no se tú 

Pero prefiero que me llamen anticuada 

A ser un zombie más de la sociedad globalizada. 

 

PD: aclaro que no estoy en contra del avance tecnológico,  pero pienso que hoy en día se le está dando un muy mal uso.

Paradigmas

Porque tras un abismo vienen otros y el estrés estresa hasta al más perezoso; y la alegría se pierde mientras la diversión se pone a un lado.

Hola… Tengo 4 años

Y tengo un enorme problema 

No se si dormir con el oso plonplon,

O si debo escojer al conejo turrón. 
Eso es sencillo, 

Dijo el niño de 6,

Yo tengo que hacer tarea

Y ya olvide cuanto es 3×3. 
Eso es fácil,

Lo hago de una vez,

Yo tengo 14 años

Y necesito una cita para el baile de verano.
No vayas muy rápido, 

Observa mejor,

Yo tengo 18 

y espero a que me acepten en la universidad que siempre soñé.
Disfruten su vida,

No hay prisa, ni preocupación;

Yo tengo 30 años

Y debo trabajar duro por mi esposa,  por mis hijos y por la vida que planifiqué. 
Diferentes tiempos,

Diferentes prioridades,

Distintos problemas 

Qué nos mantienen PRE-ocupados, sin conseguir nuestras finalidades. 
Porque PRE-ocupados 

Y no nos ocupamos en nada,

Nos encerramos en una vida por encontrar el éxito,

Pero olvidamos la felicidad que tanto “nos esperaba”.
Porque tras un abismo viene otros

Y el estrés estresa hasta al más perezoso;

Y la alegría se pierde

Mientras la diversión se pone a un lado.
Vivamos, lloremos, 

Caigamos, gritemos;

Seamos realmente felices

Y disfrutemos de lo que tenemos.
No olvidemos nuestros sueños,

Ni paremos de luchar por ellos;

Pero en el camino,

Ganemos recuerdos al VIVIR con gozo el momento.

¿Quién es más grande?

Nos gusta presumir,
subirnos a pedestales,
que el mundo nos aplauda
y que nos digan:
¡Eres grande!

Pero cuidado , cuidado hay
que tener en las alturas
porque cuando esperan de nosotros
asañas y proesas
terminamos cediendo a los deseos de alguien más.

Entonces ¿Qué pasa?
Terminamos confundiendo
vocación con vanidad,
nos atrapan los halagos
y dejamos de mirar.

Nos presionan,
nos piden y nos miden también,
y dejamos de respirar
cuando utilizan la misma medida
para ver cuan altos estás.

Pero aquel que cumple
su propia historia de vida,
aquel que lleva a cabo su humilde misión,
aquel que no se sube a pedestales
porque prefiere subirse a los árboles
es visto como un tonto
sin sueños ni ambiciones,
tan solo por ignorar lo que les dice la sociedad,
pero al final
¿Quién es más grande?

Yo creo que los árboles son más altos
que cualquier pedestal.

Su condena

image

Puedo ver letras
Letras que viajan a través del viento,
Que buscan una voz
Buscan su salvación. Seguir leyendo Su condena

Ser normal

image

¿Qué es ser normal?
Podría ser comportarse cómo lo demanda tu edad,
Ser discreto en tu risa,
Ser precavido en tu hablar.

Puede ser salir todos los viernes y sabado,
Tomar veneno de una botella
Y perder por momentos la conciencia. Seguir leyendo Ser normal

¡¡¡Es Real!!!

Llevo esto en mi cabeza desde hace 3 días, 3 días en los que en mi cabeza se repiten las mismas 2  palabras “Es Real”. Seguir leyendo ¡¡¡Es Real!!!